23 sept. 2014

Reseña #95 - El Umbral de la Eternidad (The Century #3)

Título: El Umbral de la Eternidad
Autor: Ken Follet
Número de páginas: 1147
Saga: The Century
Editorial: Plaza y Janés.
Ficha: Ficha ténica



¡Muchas gracias a la editorial por el envío del ejemplar!








Sinopsis oficial
"Después de La caída de los gigantes y El invierno del mundo llega el final de la gran historia de las cinco familias cuyas vidas se han entrelazado a través del siglo XX.
En el año 1961 Rebecca Hoffman, profesora en Alemania del Este y nieta de lady Maud, descubrirá que la policía secreta está vigilándola mientras su hermano menor, Walli, sueña con huir a Occidente para convertirse en músico de rock.
George Jakes, joven abogado que trabaja con los hermanos Kennedy, es un activista del movimiento por los derechos civiles de los negros en Estados Unidos que participará en las protestas de los estados del Sur y en la marcha sobre Washington liderada por Martin Luther King.
En Rusia las inclinaciones políticas enfrentan a los hermanos Tania y Dimka Dvorkin. Este se convierte en una de las jóvenes promesas del Kremlin mientras su hermana entrará a formar parte de un grupo activista que promueve la insurrección.

Desde el sur de Estados Unidos hasta la remota Siberia, desde la isla de Cuba hasta el vibrante Londres de los años sesenta, El umbral de la eternidad es la historia de aquellas personas que lucharon por la libertad individual en medio del conflicto titánico entre los dos países más poderosos jamás conocidos."

Esta tecera y última parte de la trilogía comienza en 1961, en Alemania, estando ésta divida en una zona comunista y otra que no lo es. Los primeros personajes con los que nos encontramos son la familia Franck, en concreto con Rebecca, que fue la chica a la que Carla Franck salvó de ser violada por un soldado ofreciéndose ella a cambio. Rebecca ha sido adoptada por Carla y acaba de descrubrir que su marido es un agente de la Stasi y que ha estado con ella para sacar información de su familia, que siempre ha estado en el bando opuesto.
Como no podía ser de otra forma, los descendientes de Maud tienen la peor suerte del mundo. Justo cuando Rebbeca planea emigrar hacia la Alemania no comunista, se construye el muro de Berlín y queda atrapada en la zona comunista. Aún así, ella no se rinde y consigue escapar con un compañero de la escuela dónde trabaja, y con el que mantiene una relación, saltando la valla que separa las dos partes de Berlín. En esta escapada, Bernd, su compañero queda en silla de ruedas y a pesar de eso, Rebecca sigue con él y se acaban casando.
Por otra parte tenemos a los descendientes de Lev Peshkov, en concreto comienzan a hablarnos de su nieto ilegítimo, y negro, George. George acaba de licenciarse en derecho y acude a una marcha por la libertad con una organización llamada "Viajeros de la Libertad" cuyo propósito es evitar la segregación en las zonas del sur de Estados Unidos dónde aún hay asientos en los autobuses para blancos y para negros, aseos diferenciados, etc.
En esta marcha, George conoce a María, que será su amor platónico durante muchos años.
En el otro extremo del mundo, en Inglaterra, la familia de Ethel vive cómodamente ya que ella tiene un buen puesto como política, al igual que su hijo Lloyd. En cambio, sus nietos, Dave y Evie se decantan más por el lado artístico; Evie quiere ser actriz y Dave quiere ser músico. Juntos a ellos se encuentra la familia Dewar de vacaciones y Jasper Murray, cuya madre fue muy amiga de Daisy Williams.
Además, en Rusia se encuentran los hijos y nietos de Grigori Peshkov. Destacan Dimka que trabaja para el Kremlin y su melliza Tania, que es periodista.

En general, en este libro se narran todos los acontecimientos importantes ocurridos en las últimas décadas del siglo XX. Este hecho hace que para mucha gente sea algo con lo que está familiarizado y la lectura se hace mucho más sencilla y adictiva porque sabes qué está pasando y cómo va a acabar.
Quizá el saber como va a acabar todo puede parecer un punto en contra, pero en mi caso ha sido totalmente al revés. La historia me ha atrapado desde el principio hasta el final, y aún sabiendo todo lo que iba a suceder sentía curiosidad por leerlo. Hay muchos momentos en los que incluso me he sorprendido emocionándome, como con el famoso discuro de Martin Luther King de "I have a Dream" o con la muerte de Kennedy.
Creo que gran parte del éxito de esta trilogía se debe a que la mayor parte de los acontecimientos del siglo XX han tenido un gran impacto en la sociedad actual y en nuestra cultura y prácticamente todo el mundo está familiarizado con la Primera Guerra Mundial, Segunda Guerra Mundial, el comunismo, el muro de Berlín, la lucha por los derechos civiles en Estados Unidos, el movimiento hippie, etc.

Algo que me gusta mucho del estilo de Ken Follet es que consigue entralazar la historia de todos los personajes de una manera magistral. Da igual que un personaje esté en Berlín y otro en Londres, consigue que ambos se acaben relacionando de una forma muy natural. Además, no sólo se centra en conflictos bélicos, también narra la historia desde la perspectiva de la música en la época, el periodismo, la política... En el caso de la música me ha gustado mucho que dos de los protagonistas, Dave Williams y Walli Franck, empiecen formando un grupo en Londres y acaben viviendo en Estados Unidos, justo en la época del amor libre y las drogas, lo cual le da bastante realismo al relato. Por otra parte, el tema del amor libre se me ha hecho un poco pesado porque en la mayoría de relaciones entre personajes está muy presente y parece que serle fiel a alguien es un pensamiento anticuado y que todo el mundo tiene que practicar sexo con todo el mundo. Y no sólo ocurre esto entre los jóvenes, también entre personajes más adultos hay problemas de este tipo y me parece muy pobre el justificarlo porque "ahora es lo que se lleva". Aunque supongo que en esa época sería así, pero no me ha gustado demasiado.

Otra cosa que me gusta mucho de este libro es que consigue hacerte entender bastante bien muchos temas de política internacional y como funcionan las relaciones entre unos países y otros. Al final, muchos de los personajes acaban desesperados porque tienen el ideal de cambiar el mundo, pero ven que no pueden conseguirlo y se entiende muy bien la frustración que sienten. Además, puedes comparar la forma tan diferente en la que vivía cada familia, aún no estando demasiado lejos, y todo por culpa de la política y el egoísmo de unos pocos.

Este último libro sigue la misma línea de los dos anteriores sólo que los personajes protagonistas son los nietos o hijos de los protagonistas de los anteriores libros. Esto me gusta bastante porque al leer los tres libros consigues hacerte una idea bastante clara de cómo habría sido la vida de una familia a lo largo de todo el siglo. Además, siguen apareciendo los antiguos personajes, lo cual me gusta mucho porque ya les tenía cariño. Los personajes nuevos que aparecen tienen también mucho peso en la historia y me gusta que incluyan a Kennedy, Martin Luther King, Gorbachov, etc como si fueran otro personaje cualquiera del libro e incluso teniendo bastante relación con los personajes ficticios. 
La acción se divide en varias partes narrándose cada parte dentro de unos años determinados lo cual agiliza mucho la narración y te ayuda a encajar mejor cada momento. 


Por otra parte, aunque en mi caso no haya llegado a vivir ninguna guerra, al leer este libro te dan ganas de levantarte y salir a la calle a luchar por las cosas que realmente quieres conseguir. Durante toda la trilogía los personajes han luchado e inculcado a sus hijos que si realmente luchas por algo puedes conseguirlo. A veces les sale bien, a veces no, pero infunda una gran cantidad de ánimo el ver que incluso la persona que parecía más insignificante puede cambiar el curso de la historia.
Además, se mencionan también cosas como las relaciones homosexuales, que hoy día aún están mal vistas por algunas personas y están prohibidas en determinados países, lo cual nos dice que queda todavía mucho por luchar y que hay que conseguir que todo el mundo pueda tener los mismos derechos y que no se encuentre oprimido en su propio países sólo porque un puñado de personas no quieren ver más allá de sus narices.
Realmente, con este libro me he planteado muchas cosas porque siempre me ha gustado la historia, pero en libros como éste cuentan detalles de muchas cosas, habla de como llegaron a desarrollarse determinadas guerras y acabas incluso enfadado por la forma en la que el ser humano tiende a la destrucción.

El libro acaba con la caída del muro de Berlín y me ha gustado mucho, porque es un final feliz para todos los personajes y porque es algo que, aunque yo no había nacido aún, me toca muy de cerca y hemos visto todos muchísimas veces. Hay también un epílogo que me ha encantado, y es cuando en 2008 Obama se convierte en presidente de Estados Unidos dejando claro que todo el trabajo que hicieron personajes como George, María y Verena por fin ha dado sus frutos. Y lo más sorprendente es que Ken Follet consigue siempre incluir a los personajes en los momentos importantes y en sitios como el Kremlin o la Casa Blanca, lo cual te hace pensar que realmente alguien tuvo que hacer lo que ellos hicieron y que gracias a personas, como las que Ken Follet relata en sus libros, vivimos en la sociedad en la que vivimos.

En resumen, me parece un genial cierre para una trilogía fantástica. Es un libro muy gordo, pero no se hace pesado en ningún momento y está lleno de acción y romance. Además, si te gusta la historia es una trilogía que te va a encantar porque narra una época que nos toca muy de cerca y sin duda, Ken Follet sabe como engancharte a una historia y como relacionar a todos los personajes sin que resulte falso y forzado. 


Puntuación: 5/5 cupcakes

                                                            




10 comentarios:

  1. Pues no me atrevo a leer por ahora nada de este autor, intenté lee run libro suyo y no pude ni empezarlo >.<
    Me alegro de que lo disfrutaras <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿En serio? A mí me gusta mucho Ken Follet, pero de los libros que he leído suyos esta trilogía son los libros que más me gustan.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  2. Estoy deseando tenerlo entre mis manos para poder empezar la saga y morir con todos los detalles que Ken Follet es capaz de escribir :)
    besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues espero que te guste, a mí me parece genial la trilogía :D
      ¡Saludos!

      Eliminar
  3. ¡Hola! Qué maravilla, me alegro de que te haya gustado.
    Yo lo leeré con seguridad, pero con el tiempo :P
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha encantado :D
      Pues ya me contarás, espero que te guste también.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  4. Hola!
    Yo me termine "La caída de los gigantes" y lo disfrute mucho, pero me da pereza empezar su continuación, tengo demasiados libros pendientes. ¿Debería ponerlo en un puesto más alto de la lista?
    Un besito
    -Freyja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, si te gustó el primero yo leería los siguientes justo después porque si no el problema es que se te olvidan los personajes y cuesta más seguir la historia.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  5. No lo conocía, pero no me llama para nada

    Un beso^^

    ResponderEliminar
  6. A mí me iba a gustar un libro así, pero a Ken Follet lo tengo atravesado desde este verano, cuando me leí La caída de los gigantes. Se me hizo pesadísimo ese libro y algo culebrón, así que no pienso volver a tocarlo, a pesar de que Los pilares de la tierra y Un mundo sin fin sí que me parecieron interesantes.

    Besos!!

    ResponderEliminar